ISLA CORAZÓN

No se porque…
Quizás, sea el tiempo.
Quizás, sea culpa de este día gélido.
Quizás, sea culpa del invierno.
Que siento nostalgias.
Que quiero sentir de nuevo.
Inundando de suave brisa,
que llene de calor e ilusiones
a este gélido tiempo.
La isla de mi ladito izquierdo.
Es totalmente independiente de la razón
y terriblemente frágil
Isla Corazón.
Es Paraíso y motor de mis afectos
en torno a él, giran mis Satélites
Gente a la que quiero.
Mis hijos, los amig@s…
De los que no podría prescindir,
pues nutren mi Isla de cariño.
Para que todo funcione adecuadamente,
llenándolo de mimos,ternura,abrazos,afectos.
Es todo un Paraíso, donde no manda la razón.
Como moneda única, la de los sentimientos.
El cuño, para tallarla de generosidad,
comprensión,cariño,
esas pequeñas cosas, tan importantes.
Que no es fácil su talla.
Y no responden a modelos.
Ni a razones, de entendimientos.
Que no se pesan, ni se controlan los sentimientos.
Eso es lo que nos hace humanos,
sensibles , tiern@s, diferentes, libres.
Cada un@ tenemos nuestro Paraíso .
Con los años vamos aprendiendo a tallarlo
A darle forma, a modificarlo,
que como placa tectónica que es
también se mueve y se fragmenta,
Cambia, se altera y se vuelve a formar.
Es la estructura que nos sujeta,
a nuestros Satélites del cariño.
Que nos anclan a la vida
y nos llenan e inundan de felicidad.
De nuestras prioridades dependen
Que sean “Paraísos o Desiertos”.
Porque los sentimientos a veces
También se convulsionan sísmicamente
Y se fragmentan en dolor,si no se cuidan.
Y que Venus, nos ilumine el trayecto:)
Abrazos para el camino
y besos para no perder costumbre.

A %d blogueros les gusta esto: