Latido de jueves .

ch
Buenos días hermos@s!!
Un café?
Un día le prometí a una amiga que contaría lo de mi fijacción con las bicis 🙂
Creo, me gustán tanto , porque es de esas cosas pendientes, que quedan por hacer todavía.
Tuve de todo lo que podía tener en aquellos tiempos, patines con los que saltaba a la comba y  era toda una experta en subír y bajar escaleras con ellos.

Jugaba a billarda con mis amigos, y también me podrían haber dado con el palo y hacerme un desfeito, pero la enquina de la bici, era inamovible.
Y esto entre nosotros , porque nunca lo dije en casa ; me hubiese ganado unos cuantos castigos si lo hubiesen sabido, no sabía andar en bici, pero aprovechaba y  me agarraba al sillín de la bici de mis amigos con los patines y ellos en sus bicis, y  era una estupenda sensación,  una pasada!!

Cosas de cría :))
Deje de hacerlo un día que me caí , y me pegue un coscorrón increíble en rodillas y codos y algo también apaño la cara, cuando llegue a casa y me vió mi madre, casi le da un jamacuco, no se si creyó lo que le conté, pero no dijo nada, solo me curo las heridas … 🙂
Ahora que lo pienso era un poco trasto, aunque me gustaba jugar con muñecas, recortables y cosas de chicas, me divertían más los juegos de chicos, y como tengo muchos primos de mi edad y eramos un grupo bastante numeroso por aquellos tiempos de infancia, me encantaba hacer el ganso con ellos :))).
Trepar a los árboles, ir a la ribera a por cangrejos, lapas, lo que pillaramos y pasar la tarde.
A veces, los cangrejos nos morían por el camino, porque no pensábamos cogerlos y no llevábamos un balde a mano, para meterlos dentro con agua de mar.
Y claro imaginaos, entre las charlas las risas y lo que nos distraemos a esas edades, se nos olvidaban o se nos escapaban entre las rocas, o se nos tostaban al sol.
Cuando conseguía llegar a casa con alguno, mi madre encima me reñía, porque eran muy pequeños y no debía cogerlos, pero los cocía igual y a mi me parecían riquísimos :)))
Pero la bici, nunca me la compraron , se negaban en redondo por si me pasaba algo.
Hay D!! Si supieran que era peor el encaramarse al sillín, de las bicis de mis amig@s, que ir en bici.
Pero mi padre, era tozudo y de los de antes, que no había manera en eso no transigía, que si me pasaba algo , pensaría no tenía otros hijos de repuesto.
Aún a pesar de lo que me llevan la vida y lo intente, con las bicis de mis hijos, pero tenía miedo caerme, creo que lo intentaré de nuevo, pero comenzaré por esas bicis , tan chulas que hay ahora de tres ruedas, si consigo alguna.
Es una pasada , disfrutar en verano de un paseo en bici.
De ahí mi fijación por ellas , aparte de que me parecen preciosas.con sus cestitos y sus acoples , algunas verdaderas maravillas del buen gusto y la estética.
Bueno, ya sabéis porque me gustán tanto las bicis. 🙂
Porque es una asignatura pendiente que todavía tengo que aprobar 😉
Abrazos para regalar,
cariño para perdonar,
sonrisas de colores.
Y besos no caducados de amistad
Y que ustedes, vosotros 😉 lo disfrutéis bien
Ser felices!!!
f

A %d blogueros les gusta esto: