Sube & baja de emociones

delifines

Cuando tenga tiempo, si me queda tiempo, me dedicaré a mi.
Pues el tiempo me tiene atrapada en un bucle, que a veces aprieta y otras tantas afloja…
Tiempo de escaparate, mientras pasa el tiempo.
Y aunque soy positiva, las circunstancias actuales, a veces me superan, porque nada es lo mismo cuando te sientes tan en soledad, lidiando con las circunstancias.
La soledad no elegida, por la que un día opte, es un estado negativo, duro, caracterizado por una desagradable sensación de sentirse sin abrigo en el que refugiarse y compartir, los momentos, buenos y malos que la vida nos dispone.
Todo se lleva mejor cuando se comparte, es como el asa a la que te agarras fuerte, cuando sientes que te falta impulso, para sostenerte.
O quizás sea que me hago mayor y me es más difícil de sobrellevar, mis momentos de ahora.
Hoy en día , todo es tan débil, que la raíz no arraiga y el árbol se tumba al primer golpe de viento.
La soledad elegida es el estado de estar solo sin sentirse solo. Es un estado positivo y constructivo, pero hay veces que… Pesa demasiado.

Pero casi a veces....

Pero casi a veces…

A %d blogueros les gusta esto: