Te cogiste un sueño largo.

hj

5
Hasta que nos encontremos un día.
Noche tremenda de temporal, la noche del domingo al lunes, que elegiste para despedirte, como si los elementos se sintieran contrariados de que te fueras, no paro de llorar el cielo y de ventear Eolo.
Mi madre era la mejor persona que he conocido nunca, supongo que muchos de vosotros pensareis eso de vuestras madres.
Me he sentido indefensa cuando nos has dejado, desorientada como el viento, contrariada, como si el mundo protestase y se detuviese por tu partida.
Hay muchas maravillas en el universo; pero sin duda la obra maestra de la creación es el corazón materno, nada comparable  para demostrar la grandeza del amor, ese que siempre te acoge, sin reproches, sin pedir nada a cambio.
Me despido de ti y te doy las gracias, por haber sido. mi defensora más grande, mi mayor consejera, cabal, generosa y responsable siempre conmigo.
El mejor regalo, el mejor premio, la mejor de las medallas.
No me despido de ti, aunque te hayas dormido para no regresar, mientras yo siga latiendo vida, viviras conmigo.
Has mutado a otra etapa en la que todos algún día nos encontraremos, por fin descansas, llevabas unos meses pasandolo mal, tenías que descansar, no soportabas estar inactiva.
Estoy segura, que ahora estarás feliz, te sentirás bien y  arropada, con el cariño de papa, los tí@s y abuel@s, despojada ya de enfermedad, de trabajo, de obligaciones, disfruta con todos ell@s y desde la parcelita celestial, donde os alojéis, tomate la revancha de estos meses sin poder andar y pasea todo lo que puedas, y que nos sigas cuidando a los que aquí, aún quedamos y nunca os olvidaremos.
Siempre estarás en mi recuerdo, siempre! Eres para mi,  un valor,  invaluable. TQ.
Mientras tanto, debo seguir , como tu dirías  la vida continua,  no para, ni se detiene, ni espera por nadie.
No es una despedida definitiva, esto  es,  un hasta que nos reunamos.

Te quiero mucho mama. Siempre.

 

estr

 

A %d blogueros les gusta esto: