Vida. Black and White.

Cobijados en vientre materno
al calorcito de su amor.
Somos pedacitos diminutos de células, que se van formando, unos buenos y otros no tanto.
No en todos sobresalen las mismas cualidades.
De ahí también, las diferencias e individualidades. Que nos hacen únic@s.
Bastante paciencia y temple, usaron en mí.
Herencias genéticas algunas y otras no.
Que a lo largo de mi vida, me han ayudado a resistir, las espinas del destino.
Con el orgullo se pasaron, me hubiera llegado con la mitad, malas jugadas me ha pasado. Ainsss!!
Es, de los pedacitos malos, aunque la edad, también lo aplaca. Se templa, lo hace más razonable. OMMMM :))
Suficiente cordura, para no perder el rumbo, y tener los pies sobre la tierra.
De trocitos de alegría y optimismo, creo que, en proporciones adecuadas.
Al de la alegría, le añado la miel de la ternura, cóctel perfecto para la vida, sin ella, le faltaría dulzor y comprensión, para entenderla cuando se pone agria. Que se pone, a veces…
A veces, se cruzan trocitos de tristeza que envuelvo, con chispas de cariño.
montones de mimos y algún sano capricho para aliviar momentos que el alma guarda, en las costuras de los recuerdos.
La vida!
Y sus diversas alternativas, es regalo en si misma.
Oportunidad y esperanza
Una pintura que colorear a lo largo del camino.
Su colorido y el brillo, es la mezcla de errores y aciertos con los que mezclamos, nuestra no fácil singladura en este purgatorio, que Eva, nos lego con su mordisco , por saltarse las normas del paraíso, donde la serpiente, la tento, más que el conformista Adán.
La vida! Con sus rectas, curvas y montañas rusas, con que nos sorprende a veces el día a día.
El equivocarnos forma parte del aprendizaje necesario, para crecer en valores.
Siempre, se renace.
Hasta en el negro más zaino, sobresale el amarillo resplandor del sol.
Invadiendo la penumbra, con los fuegos artificiales, de la fiesta de la vida, que también los hay.
Hasta el río más seco, vuelve a llenarse de agua.
Arrastrando todo lo que en su interior, ha quedado varado por la sequía.
La vida!
No hay que dejar que se estanque
siempre , hay que vivir con alegría,
vivir la risa, el optimismo,
es ánimar la esperanza ,
de un mañana nuevo y mejor que el anterior.
PD: Vivir, pero sin lastimar a nadie. Vivir ! Que esto de vivir caduca…

A %d blogueros les gusta esto: