Archive for diciembre, 2018

Protegido: Aquí, pensando…

Este contenido está protegido por contraseña. Para verlo introduce tu contraseña a continuación:

Escribe tu contraseña para ver los comentarios.

Por ellos, la vida y más.

Me encanta el anuncio de leche Pascual, el mensaje es muy bueno.
A pesar del desastre, esa madre consigue de lo desastroso algo jubiloso e ilusionante.
Los padres, hacemos de los desastres milagros tantas veces… A que si?
Lo imposible por ellos, nuestros locos bajitos, que adoramos, y no queremos verlos sufrir, ya tendrán tiempo de amargos.
Y ya que llego la noche de Nochebuena, casi todo preparado , y esperando que vayan llegando los invitados, para pasar con ellos y con la memoria del recuerdo de los que ya no están, pero no olvidamos, en estos días se notan mucho más las ausencias. ( Mi madre, se fue, por estás fechas )
Pero seguro que desde el cielo, nos estarán cuidando y deseandonos felicidad.
Pero nada de tristezas, que no quiero que mis hijos me vean triste.
Mientras tanto no llegan, aprovechó para desearos una entrañable noche , llena de sonrisas y buena sintonía, amenas charlas, suave ambiente y, a disfrutar de los instantes, que no volverán.
Ser felices, hugs aturronados.

PD. No comeros todo esta noche, recordar, que el año tiene 365 días, y no compensa un atracón 🙂

Los comentarios están cerrados

Magia.

Dicen que mí duende, es un elfo… :))
La magia de la ilusión es creer…
Que no es otra cosa que esfuerzo, porque pocas cosas caen del cielo, mi duende elfo de las letras , está de acuerdo. 😉
La imaginación no tiene límites, ni trabas, se desborda de ilusión por los cuatro costados, la tenacidad para dar forma a los deseos , no admite un no por respuesta. 😉
Magia, que a veces aparece de la nada, normalizando el momento para dejarse ver y sentir, a veces es un regalo de la vida, en forma de persona, que nos sorprende para devolvernos la confianza y alimentar la esperanza y transportarte al viaje de las ilusiones y volver a creer.
Si quieres puedes, eso dice alguien, que quise y quiero mucho, y lo lleva a rajatabla. :😄
Yo creó, en la magia de los momentos, de las causalidades, en la ilusión y el cambio. Porque en el momento que deje de creer, me moriré.
Y para entender muchas cosas y no dejar que nada enturbie lo que me aporta, paz , seguridad, tranquilidad y no apague mi sonrisa.
Para eso, también he tenido que volverme sabia 😊
No es fácil, lleva tiempo, y tropezar para aprender. La universidad de la vida, es perfecta.
Porque he dejado de preocuparme por la aceptación de los demás, aceptándome yo, con mis imperfecciones.
Me he vuelto selectiva, asertiva de lugares, personas, costumbres e incluso ideologías, que menudo anda el patio (aunque con respeto, sin cabreos, ni imposiciones.)
Además de eso, he dejado por salud, ir apegos, dolores innecesarios, personas tóxicas, almas enfermas, y algún corazón vacío.
Y la reflexión de hoy es : No permitas que la vida sea una continúa paradoja. Estamos largos en cantidad, pero cortos en calidad.
Gozamos de autopistas anchas, pero miras estrechas…
Tenemos la mala costumbre de callarnos en exceso, palabras, miradas y abrazos.
Callamos lo que queremos, lo que sentimos, lo que nos quema por dentro, soltando cualquier estupidez que no viene a cuento, o simplemente enmudecemos, dejando que el café se enfríe, el tren arranque y la vida pase…
Y tú, aún me preguntas porque escribo?
La vida, es un pequeño instante… Vívela!
Chaplin decía:
Todos somos aficionados, la vida es tan corta que no da para más…

Comments (2) »

Echando cuentas al año.

El tiempo baila con nosotros y al año le queda un nai y menos, y hay que cerrar ciclo , que otro comienza,
y toca reflexionar y hacer balance, pensar en lo que dejamos , lo que nos emocionó, lo que nos entristeció, lo que nos regalo , lo que nos quitó. Porque esto de vivir, es el camino más largo del mundo y el más difícil de hacer, sin tropezar y caernos de bruces de vez en cuando.
Y como dice mi hijo “mamá, tú siempre pide más, no te conformes con menos”
Así que 2019, preparaté! Que por pedir que no quede :))
Vamos a lucharlo con alegría, para ganarle la batalla, por entero y en positivo.
Porque cuando el corazón habla es de mala educación, que la razón se entrometa, a veces…
Mientras tanto, la vida avanza y esas ganas de vivirla por supuesto no faltan, ni las millas náuticas, los carácteres, los paisajes, los kilómetros, las horas de vuelo, y los metros sobre el nivel del mar.
Además de… Las noches que se retrasa el sueño, el café de la mañana, las estaciones, que la dichosa ciclogénesis nos descoloca y hasta el cambio horario, que no terminan de dejarlo en paz.
Y es tiempo de hacerse preguntas.
Que quiero a más, en mi vida?
Que quiero menos?
Cuidarme y dejar que me mimen en esos días plof, de aveces.
No resistirme al insomnio, y tirar de duendes para escribir.
Por ejemplo:
Perder los miedos a las inseguridades.
Aprender a gestionar los silencios. Asumir que nada dura eternamente y que hasta cuando hay apagones, siempre regresa la luz y disuelve la oscuridad,
Sentir el sol.
Mirar la luna.
Sentir el mar, que es un regalo para el alma cuando esta inquieta.
Sembrar alegría , para que nunca nos falte.
Dicen que la alegría es una cualidad del espíritu que debe ser vivida y hay que cuidarla de excesos de seriedad, de autoexigencias, de tristezas legítimas e ilegítimas, y sobre todo, cuidarse mucho de esas, las alegrías falsas, las seudo- alegrías prefabricadas.
Creo que fue el poeta Eduardo Galeano el que escribió : Se necesita coraje para la alegría, porque a la pena estamos acostumbrados”
Por lo tanto , es una bella obligación cultivarla.
En el taoísmo, le llaman “La práctica del contento”
Neruda, incluso le escribió una Oda.
Conclusión… Precioso, no? 😉
Conocernos, aceptarnos tal como somos, cuidando los valores esenciales , desechando la superficialidad.
Año de salitre y azúcar , sumando vida…
Recordar que: Podemos ser un insignificante granito de arena y también la majestuosa inmensidad del mar, dependiendo de los ojos que nos miren.
Deseos, deseos, de sol y vida y todo los demás, para estrenar un año, que ya casi está…
Y sabéis que os digo, pues que es una suerte que en nuestras venas y arterias, no haya reglas de tránsito, pues muchas no hubiesen sobrevivido a la velocidad, de nuestros latidos .
Sol y frío, el invierno como el turrón, también nos ha llegado y piensa quedarse un rato largo, por éstas geografías.
Así que, compartir alegrías, nutre el corazón y sube las defensas, y ahora con los fríos toca reforzarlas todavía más, ya sabéis!! 😉
Ser felices, que no somos eternos y hay que aprovechar, mientras esto de vivir, no nos caduque. 😉
Hugs aturronados .

Los comentarios están cerrados

Cuento de Navidad

La Navidad, es tiempo de reencontrarse con la familia, volver a ver parientes lejanos y reunirse con los cercanos.
Pero el espíritu de la Navidad, no ha sido tal desde siempre, ha ido cambiando , incluso no ha existido en otras épocas.
Sin duda ahora es puro consumismo, porque nos entra una euforia de regalos y no medir, porque generalmente se regala más, de lo que los demás aprecian, porque nos gusta ver disfrutar e ilusionar al destinatari@.
Pero el real y verdadero regalo es pensar en la persona, en poder dedicarle tiempo, para disfrutarlo y no en las cantidades. Y sobre todo pensar en la persona en cuestión, en sus gustos, en lo que necesita, en lo que le hace ilusión.
El aura del amor fraternal y convivencia propias de la Navidad nacieron en buena medida, de la pluma de Charles Dickens. El mejor novelista inglés del siglo XIX escribió su famoso Cuento de Navidad en un momento en el que nadie daba un duro por su prójimo. El inmortal avaro Ebenezer Scrooge personalificaba a la naciente clase propietaria del primer capitalismo y sus virtudes principales : Acumular como si no hubiese mañana, reinvertir lo justo en el negocio y por encima de todo, nada de gastar en balde.
Las ciudades británicas se llenaban con mano de obra barata procedente del campo y las fábricas engullían la salud y los miembros de hombres, mujeres y niños a cambio de jornales de miseria y jornadas interminables, mientras clases pudientes lo aceptaban como algo normal.
Este ambiente de miseria, necesidad y desesperación motivó a numerosos escritores a encontrar una referencia anterior la coexistencia feliz entre clases sociales.
Quizás esto fue el origen de los novelistas del medievo y el renacimiento como tiempo de fraternidad y encuentro. Y Dickens plasmó con su clásico de navidad, la idea.
La Navidad, no siempre han sido unas Fiestas de celebración.
El 25 de diciembre era una festividad romana , la fiesta del Sol Invictus, por eso en la edad medía , no se celebraba esta fiesta como tal, sino que preferían celebrar la Epifanía.
Incluso en USA, hubo un tiempo en que la Navidad estaba mal vista, porque la veían un símbolo de la corrupta iglesia católica, y no querían nada que ver con ella.
Fue en Inglaterra donde surgió la disputa, con los enfrentamientos entre anglicanos y puritanos.
Los primeros, mantenían tradiciones católicas (Navidad, bautismo, culto a los santos) pero no obedecían al Papa de Roma, sino al rey de Inglaterra.
Y los puritanos que controlaban el parlamento inglés, querían romper toda relación con el pasado católico y sus tradiciones .
El deterioró fue tanto, que terminaron en una guerra civil que ganó el parlamento y depuso a Carlos I . La Navidad fue abolida en 1660, cuando se restauró en el trono a Carlos II, que resolvió enviar a los fanáticos puritanos junto a sus colegas del Mayflower rumbo a las colonias de ultramar. Una vez establecidos en América, estas particulares gentes, pudieron dedicarse a lo que más les gustaba, rezar mucho, perseguir brujas, exterminar a los nativos que los ayudaron al llegar, y sobre todo , no celebrar la navidad.
Este rechazo se convirtió en un signo de distinción en ciudades independentistas como Boston ya que los alejaban de los corruptos británicos y de los asentamientos germanos en los que sí se celebraba la Navidad a todo trapo.
Durante la guerra de independencia, George Washington aprovechó para masacrar a los mercenarios alemanes el día después de Navidad porque sabía que estarían de celebración. Resulta irónico observar cómo las Navidades se convirtieron en la fiesta favorita del Americana Way of Life.
Cuanto hemos cambiado!! No creéis?
PD: Se me olvidaba, estos días son días de excesos en general, pero recordar que no es el fin del mundo, que no tenemos.que comernoslo todo estos días con tanta cena y comida.
Tranquilos, después de Reyes las cigalas, el cordero, y demás exquisiteces por las que pagamos un riñón por estas fechas, continúan reproduciéndose.
Después de estas fechas, bajarán a precios más razonables para nuestros bolsillos.
Ser felices, hugs aturronados. 😉

Los comentarios están cerrados

Y llegó diciembre.

Llego diciembre, el mes más engalanado del almanaque, escenario de belenes, adornos, árboles navideños con mensajes cargados, de deseos de suerte y felicidad, además de que todo el mundo te desea felicidad, aunque el resto del año, apenas te desee nada o ni te vea, esa es la otra parte” la fea” de la Navidad. La hipócrita…
No debe haber días concretos para desear lo mejor a las personas.
Estamos cerquita muy cerquita de finiquitar el año, con nuestras páginas escritas para guardar y preparando las que aún están en blanco; para llenarlas de instantes, momentos, experiencias, vida.
Por que estamos hechos de historias, de girones, de veredas, de bifurcaciones … De pasado, de presente, y hay que luchar para que todo este lío de vida llamado tiempo, nos sea benévolo.
Los momentos se dibujan y desdibujan, porque la vida es así, una incógnita. Goma de borrar y dibujar de nuevo.
No sé, como será 2019, espero llegué de buen rollo, y que todos seamos un poco mas felices, que sonríamos más, porque es gratis y porque es el idioma universal con el que todos nos entendemos en cualquier idioma.
Sera una ecuación con incógnitas que tendremos que ir descubriendo en ese saco de incógnitas que nos irá mostrando el día a día.
Comprometámonos a no dejar de ser nosotros mismos, porque tal cual somos, somos únic@s.
Y siendo así, el nuevo año, seguro nos saldrá perfecto, respetando nuestra esencia.
Punto y seguido de felicidad, res de punto y aparte a salirnos de nuestros objetivos. 😉
Y el caso es, había una vez y desde entonces, todavía…
Los tic tac, puñeteros de esos tiempos perdidos, que mejor olvidar. A que sí?
Que todos, tenemos de esos.
Y generalizando…
Que con sus tic tac de la memoria, por más que los pongamos a remojar, el tiempo archivado, se archiva pero no se olvida.
Y a pesar de que me molesta que me hagan perder mi tiempo, en este 2018, muy breve eso sí, pero lo perdí…
Porque creí, que merecía la pena, merecía el tiempo, merecía los momentos y me congele, con las palabras de un hombre vacío.
Despidiendo diciembre y aún quedan momentos por vivir.
Y todos sabèis que esto de “Vivir” es un verbo de recovecos complejos a veces con sus extensiones, imposible resumir de forma concisa toda una existencia, la que me define, mi esencia .
Mis risas, vivencias, tristezas, emociones, sensaciones, sentires, y esos nuestros satélites de afectos que nos equilibran los momentos.
Palíndromo capicúa en el que recorremos las vivencias, y coleccionamos experiencias, indistintamente de los años.
Lo que realmente importa, del kilómetro cero, de lo que soy, es el núcleo, mis valores, esos que me inculcaron en el km cero”niñez” además de los que he ido adquiriendo con el paso de la vida, cuyo aprendizaje nunca termina.
Nos toca cerrar el año, hacer balance de las diferentes fases y vivencias .
Reflexionando … ¿ Le puse al año, toda la alegría, el amor, la voluntad, la creatividad y la fuerza, para superar ciertos momentos ?
Sin miedo a las preguntas, a las reflexiones, a los errores…
La vida. Nunca deja de sorprendernos y eso es, de las pocas cosas que nos sorprenden todavía.
La vida a veces, sólo nos esconde las cosas, para que nunca dejemos de buscar, soñar, ilusionarnos…
Hasta que un día, todo se da.
Pero lo importante es saber lo que necesitamos y nos hace bien.
Hay que degustar y cocinar sobretodo un buen presente, para que el postre sea lo más exquisito posible, en eso consiste para mantener el equilibrio y evitar malas carreteras o precipicios inesperados.
La vida esta hecha para los valientes, no para los que deambulan mirando correr el reloj del tiempo, sin saber adonde quieren llegar.
Y mientras tanto diciembre se nos agota, toca emocionarse…
Buenas noches de un estrenado y luminoso diciembre. Hugs aturronados.

Demoledor este vídeo.

Los comentarios están cerrados